ANÓNIMOS EN EXTINCIÓN, por Oscar Sin Nick

2 Mar

Acabo de leer que Facebook modifica el sistema de comentarios de tal manera que, entre otras cosas, los anónimos van a seguir perdiendo espacio en la red, lo cuál es una gran noticia para quienes hemos tenido por norma ir de frente, con nombre y apellidos (aunque algún ‘prestigioso’ director de digital regional sea tan analfabeto como para no encontrar lo que está a un solo click).

Lamentablemente esto tardará en llegar aquí, a Cantabria, en donde la participación es bastante deficiente, por imposible en los medios más sectarios, o por pésimamente gestionada y concebida, como es el caso del Diario Montañés.

Y personalizo en el DM porque es lo que lee todo el mundo, los de aquí, y los que no están aquí. Entrar a determinadas noticias para ver qué se comenta es lo más parecido a abrir las puertas del Infierno. Siempre amparados en el más absoluto anonimato: insultos, muchos insultos, e imputaciones al protagonista de la noticia, que da igual que sea azul o rojo, blanco o negro, hombre o mujer, siempre suele irse calentit@.

Y no entro ya en faltas de ortografía y demás patadas al diccionario, que acaban por completar un cuadro absolutamente desolador. Viene bien para que la gente se pique y entre una y otra vez a ver si le han borrado el comentario o a ver si el de enfrente la ha dicho más gorda…

Afortunadamente el futuro está aquí, a la vuelta de la esquina, y estoy convencido de que más pronto que tarde, a alguien se le encenderá la bombilla y en vez de hordas de salvajes lanzándose a descuartizar al pelele de turno, se aspirará a crear una comunidad de usuarios, abierta, transparente, y en la que cada uno se haga responsable de lo que dice.

Facebook, lentamente, y dándonos unos sustos tremendos con los cambios que realiza en la gestión de las páginas, grupos y perfiles, trabaja para que perfiles falsos, grupos de dudoso gusto, y páginas que incitan a los instintos más bajos, vayan desapareciendo. Les llevará tiempo porque somos muchos (sí, yo también peco Padre), pero la tendencia es esa.

Herramientas como las que están poniendo en marcha contribuirán a seguir poniendo orden y sobre todo sentido común a esto de opinar, que está muy bien, pero con nombre y apellidos, y cada cual que apechugue con sus burradas.

Tengo buenos amigos, twitteros sobre todo, que siguen resistiéndose a dejar el anonimato. Esto también va para ellos, como ya les he dicho en algún post anterior, su anonimato cada vez tiene menos sentido y es cada vez más cobarde, especialmente cuando somos cada vez más los que estamos ‘ahí fuera’ expuestos a la lupa del prójimo.

Anuncios

17 comentarios to “ANÓNIMOS EN EXTINCIÓN, por Oscar Sin Nick”

  1. Azucena Valdés Llama marzo 2, 2011 a 10:17 pm #

    Lamentablemente, lo del anonimato continúa su trayectoria (cobarde). Recordarás Oscar aquel estupendo “foro de las televisiones” en el que uno podía esccribir lo que le viniera en gana (por supueso, faltando a la verdad siempre y en cada una de las ocasiones que se deseara). De hecho, en una ocasión, algún/a valiente dejó un comentario sobre mi persona, que, además de ser incierto, era de lo más cutre. Afortunada me sentí cuando, en los siguientes comentarios, compañeros de profesión salían prestos a poner al anónim@ los puntos sobre las ies y a exigir autoría del comentario. En fin, que estar frente al ordenador y no dejar tu nombre sobre algo que has comentado, continúa pareciéndome una manera burda y cobarde de enfrentarse a la vida, a una persona, a un argumento y a uno mismo. (Enhorabuena por tu labor y valor, Oscar)
    P.S. Azucena Valdés Llama

  2. Oscar Sin Nick marzo 2, 2011 a 10:20 pm #

    Mítico foro, que por cierto, nunca supe quien administraba. La defensa que hicieron (me imagino que yo también, aunque no lo recuerdo) es porque sabes que en esta profesión tus enemigos los cuentas con la mitad de los dedos de una mano, y eso tirando por lo alto.

    Gracias a ti por dar tan buen rollo siempre.

  3. Azucena Valdés Llama marzo 2, 2011 a 10:31 pm #

    😉

  4. Dondado marzo 3, 2011 a 7:58 am #

    Sabes que no estoy de acuerdo contigo en eso y que nunca lo estaremos, y eso pese a que mi nombre está, como tú dices a un click, es decir que no soy anónimo.
    En el caso de un troll anónimo ¿qué ganas sabiendo su nombre? un debate debería estar fundamentado en los argumentos de las partes y no en quienes son los que debaten. Y perder el anonimato ya sabemos que trae en ocasiones problemas a quienes lo hacen, en general profesionales, y si no, como es mi caso, obligan a una autocensura que hace que se queden muchas cosas por decir.

  5. Oscar Sin Nick marzo 4, 2011 a 1:25 pm #

    Si yo fuera anónimo y dijera lo mismo que digo, nadie podría tacharme de trabajar para el PP, cosa que sí ocurre ahora.
    Por eso es mejor ir sin caretas, porque quizás tienes enfrente a un homólogo tuyo que sin embargo desde el anonimato se permite juzgarte públicamente que ese tipo de argumentos basura.
    Quien no es anónimo juega en inferioridad de condiciones.

    Además, si la gente que insulta en el DM no fuera anónima, seguro que se rebajaría considerablemente el tono de las discusiones y serían más constructivas.

  6. Rukaegos marzo 5, 2011 a 12:22 pm #

    Yo, of course, tengo mi nombre en clave para entrar en los foros del DM y en otro foro digital de similares características aunque mucho muchísimo menor incidencia. Más que nada porque como ya me han soltado seis o siete barbaridades y falacias en esos foros, prefiero no experimentar qué pasaría si encima firmara con mi nombre. Eso sí, nunca lo he utilizado para insultar, agredir o verter acusaciones ni falsas ni ciertas. Otra cosa es que a veces me guste el exceso de ironía escribiendo pero eso es otro cantar.

    Sabes, Óscar, que en general estoy de acuerdo contigo en esta cuestión. Porque a la pregunta de Don Dado sobre el “¿qué ganas?” sí se me ocurren varias respuestas. La primera, saber de dónde y por qué viene la agresión, porque a mí me tranquiliza saberlo y me ayuda a evitar la sensación de que la gente me mira por la calle con ganas de escupirme. O porque si me tengo que poner a darle al soneto satírico-burlesco prefiero reírme del responsable del insulto (compañero de partido) correcto que equivocarme y escribirlo con otra “víctima”.

    En cualquier caso, sí, es cierto que el anonimato podría ser estupendo o al menos no criticable si se hiciera un uso razonable y ponderado. Cuando se emplea para ocultar las propias miserias y la propia cobardía, el resultado es encanallar internet y pervertir los foros de debate. De todas maneras, estoy seguro de que si fuera necesario identificarse, aunque fuera a un click de distancia (los seudónimos no son anónimos), los cobardes desaparecerían de la red con la misma rapidez con la que entraron.

  7. Oscar Sin Nick marzo 5, 2011 a 1:06 pm #

    Estamos de acuerdo.

  8. Tuto Cayo marzo 7, 2011 a 7:41 pm #

    Yo también, pero cito a Cano y Fesser, que se que te gustan, y pido “permanecer en el economato”

  9. CantabriaOnline marzo 11, 2011 a 3:31 pm #

    Tienen razón unos y otros. El anónimo puede tener motivos para serlo y el que no, da la cara.
    Yo no tengo motivos de esconderme, porque he llegado a la conclusión que si Revilla es como es, si ZP llegó a ser presidente de gobierno, si han aprobado la ley SINDE, si este país es un desastre, si los que mandan no tienen vergüenza porque son unos sinvergüenzas…. Si ellos dan la cara, ¿Por qué yo, no voy a dar la mia? Yo creo que los mejores foros de debates son aquellos donde se da la cara. Así cuando alguien diga tan pancho una gilipollez o anden equivocados, se le pueda ver la jeta, y decirles cara a cara que pienso de forma distinta argumentando.
    Las personas inteligentes no se afectan por cualquier crítica, pues saben argumentar las opiniones correctamente y saben cuando merece la pena decir algo o no. Así mismo saben cuando quien dice algo sabe de que está hablando. Los faltos saben faltar y los sabios saben argumentar.

  10. Rukaegos marzo 11, 2011 a 11:57 pm #

    Cántabro on line …

    ¿Pero en serio te piensas que los que mandan de verdad dan la cara? jeje

  11. CantabriaOnline marzo 12, 2011 a 12:23 am #

    XD Muy buena observación.
    Tienes razón, sólo dan la cara aquellos que no tienen nada que perder, los que tienen motivos sobrados para darla y los que la tienen más dura que el hormigón.
    A la cara de los políticos, hoy en día, lo que le gustaría a mucha gente es partirsela, por ser los responsables de muchas miserias de los ciudadanos. Es una pena tener los políticos que tenemos, por un lado te sonríen de oreja a oreja y por el otro te ponen fino a collejas. Vale…. que no todos son así. Pero me da la impresión que cuanto más arriba se esta en el poder, más falsos, ambiciosos, rastreros y corruptos pueden ser. Una limpieza y un mandato máximo de 8 años lo solucionaría.
    Los políticos que ocupan cargos de poder, que toman decisiones que afectan a los ciudadanos, deben ser auditados escrupulosamente en su gestión, porque los pagamos con nuestro impuestos y están para servir al pueblo. Debemos ser muy críticos con ellos, pues de ellos es la obligación de actuar de forma honrada y transparente. COSA QUE AQUÍ EN CANTABRIA NO HACEN LOS QUE ESTÁN GOBERNANDO. A los datos me remito, que hagan pública una auditoría de cuentas a ver en que han despilfarrado el dinero de todos los cántabros en los últimos 8 años.

  12. Dondado marzo 22, 2011 a 10:15 am #

    Si no existiese el anonimato en la red ¿podría haberse dado el caso Wikileaks? y ojo, que al final se ha sabido quién estaba detrás (el anonimato absoluto no existe) pero sin ocultarse, al menos al principio, no habríamos llegado a conocer nada.

  13. Oscar Sin Nick marzo 22, 2011 a 10:30 am #

    Wikileaks tiene cara, no es anónimo. Creo que eso le da un plus ante el ciudadano que no sabe muy bien lo que hay detrás de este tipo de historias.
    Es más, Julian Assange nunca se ha escondido, lo que pasa es que le conocemos más porque ‘supuestamente’ se benefició de un par de tías que ahora dicen que no fue un tema consentido.
    No me parece un buen ejemplo.

  14. Jajaja abril 4, 2011 a 2:50 pm #

    Anonimamente, me gustaría saber dónde hay prestiogosos directores y dónde hay medios digitales en Cantabria…

  15. Oscar Sin Nick abril 4, 2011 a 3:49 pm #

    Que se lo crean, unos cuantos.

  16. dlaguillo abril 21, 2011 a 8:14 pm #

    Tema interesante el de los anónimos, sobre el que ya me he posicionado con cristalina claridad en otras ocasiones. Unas revoluciones ‘más o menos populares’ (países árabes, por ejemplo) tienen el anonimato de la masa o el anonimato del confidente como un valioso aliado. Pero más allá, o más acá -a corta distancia- un anónimo en Cantabria echando pestes en Internet acerca de otro cántabro, con bastante frecuencia carece de credibilidad.

  17. Alec T. Patrick enero 27, 2013 a 2:02 am #

    Tiene razón ese articulo, es abominable lo que escriben los católicos aquí inventando calumnias hacia el prójimo hasta de zoofilia, haciendo temas que solo los católicos son inteligentes y el resto son bru//tos, llamandonos toda clase de barbaridades ya que no pueden debatir como personas decentes evadiendo el punto, que predican la palabra pero no la practican, y como se tratan entre Ustedes mismos ” los cristianos” hasta de llamar “demonios” lo considerado sagrado, ni los niños se escapan de las manos del diablo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: