EL MUNDIAL EN LA DISTANCIA (VI), por Oscar Sin Nick

22 Jun

PIQUÉ ANTES DEL MUNDIAL                 ASÍ PODRÍA QUEDAR

“Piqué tiene la cara hecha un Cristo”. Con esta frase Sara Carbonero coronaba una retransmisión bastante mediocre de Telecinco, que volvió a tener todos los ingredientes de lo que han hecho a la ‘cadena amiga’ un lugar en el que brillan más y mejor Jorgejavieres y fauna del estilo.

El sonido mal en general, con un tramo, en el segundo gol de Villa, en el que el sistema directamente petó. La Carbonero, como siempre, intrascendente. A J.J. le deben poner un monitor con otro partido de fútbol porque la mitad de las veces que abre la boca es para contar algo que no está sucediendo, con protagonistas que no están en el campo, y equipos que no juegan en ese momento.

Camacho y Amor, bastante bien, y Paco González, aparte de los problemas con el micrófono que comentaba antes, sigue bastante solo, aunque ha mejorado algo la coordinación con el resto de comentaristas.

Por cierto, cuando Sara hizo ese comentario sobre la cara de Piqué, me pareció adivinar que Paco se debía estar descojonando, ya que hubo un vacío de unos pocos segundos en los que nadie dijo nada, y siguieron la narración como si nadie hubiera oído lo de la cara de Piqué y esa metáfora nada refinada que se cascó la novia de Iker Casillas.

El partido volvió a provocarme todo tipo de espasmos y ataques de nervios. Esta vez ganamos, pero no se pueden fallar tantísimas ocasiones. Seguimos desquiciados, y tan solo Villa, a pesar de fallar un penalty, parece tener la mentalidad y actitud necesaria para además de calidad poner un par de cascarones sobre el césped.

En cuanto a Piqué, no puedo más que esbozar una sonrisa. Es uno de los guaperas de la selección y se ha llevado todas las hostias del mundo. El primer partido la rajaron la cara con los tacos de la bota de un suizo en el gol. Ayer, primero balonazo en los güebs, y después le rajaron el labio con la bota de un hondureño.

A su lado Puyol, que no es que sea un guaperas y que tiene pinta de ser más salvaje, impoluto lleva el Mundial. Veremos lo que queda de Piqué al final de nuestra participación en un Mundial que me recuerda al último europeo de baloncesto en Polonia.

Allí llegábamos de claros favoritos y perdimos el primer partido con Serbia. Después nos costó ganar a Gran Bretaña, pero poco a poco fuimos entrando en calor hasta que acabamos ganando de manera brillante… ¿no les suena? Ojalá. El viernes hay que ganar a Chile, sí o sí.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: